La final Boca-River de la Copa Libertadores se jugará en el estadio Santiago Bernabéu

La Final de la Copa Libertadores entre el entre Boca y River Plate se disputará el estadio Santiago Bernabéu, de Madrid en próximo domingo 9 de diciembre a las 8:30 de la noche (hora peninsular española), confirmó la Conmebol.

El organismo sudamericano de fútbol llegó a un acuerdo con la FIFA, la UEFA, la Real Federación Española de Fútbol y Real Madrid. De esta forma, la capital del país ibérico le ganó la pulseada a otras ciudades, como Asunción (Paraguay), Doha (Qatar), Medellín (Colombia) y Miami (EE.UU.).

Visto bueno
La decisión se toma luego de que el presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, diera su visto bueno esta tarde para que el segundo partido pendiente se dispute en su país.

El Bernabéu, mítico estadio de la capital del país donde el Real Madrid es local, será el escenario donde finalmente se disputará el postergado partido. El club madridista, por su parte, ya se ha puesto en contacto con la Delegación del Gobierno para coordinar la seguridad del juego.

Los rumores de que la final se podría jugar en España comenzaron desde el miércoles. La Cadena Ser informó que la Federación Internacional de Fútbol (FIFA) habría obtenido una respuesta afirmativa tras contactar con la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) para consultar si esta solución era viable.

El fallo de la Conmebol
El Tribunal de Disciplina de la Confederación Sudamericana de Fútbol también sancionó esta tarde al club River Plate por los disturbios ocurridos en su cancha, con una pena de dos fechas de suspensión para partidos internacionales en su estadio, y una multa de 400.000 dólares.

La entidad también rechazó el pedido de Boca Juniors, que solicitó el partido como ganado, y confirmó que la final se jugará en Madrid.

Graves incidentes
En la previa del partido de vuelta de la final de la Copa Libertadores, previsto para el sábado 25 de noviembre, el autobús que trasladaba a los jugadores de Boca Juniors sufrió un ataque a pedradas que ocasionó la suspensión del compromiso por parte de la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol).

Tras una búsqueda de soluciones que ha implicado a los máximos mandatarios del fútbol mundial, finalmente el Bernabéu podría acoger este ‘superclásico’ del fútbol argentino, que se celebrará probablemente el 8 o 9 de diciembre, aunque todavía falta por conocer la decisión del Tribunal de Disciplina de la Conmebol.

Fuente: RT


Source: Deportes